Frases y citas célebres de François De La Rochefoucauld

Conservar la salud merced a un régimen excesivamente severo constituye una verdadera enfermedad.

¿Cómo pretendemos que guarde otro un secreto, cuando nosotros mismos no lo hemos podido guardar?

Pocas cosas bastan para hacer feliz a un hombre sensato, pero nada puede satisfacer a un necio: por eso son desdichados casi todos los hombres.

La necedad nos persigue en todas las etapas de la vida. Si alguien parece sensato sólo se debe a que sus necedades están en proporción con su edad y su fortuna.

El silencio es la actitud más prudente de quien desconfía de sí mismo.

El silencio es el partido más seguro para el que desconfía de sí mismo.

La sinceridad es una escapada del corazón. Pocas personas hay sinceras y las que lo parecen de ordinario es que disimulan hábilmente para conquistar la confianza de las demás.

El temperamento determina con frecuencia el valor de los hombres y la virtud de las mujeres.

François De La Rochefoucauld

(1613-1680) Escritor francés

Frase aleatoria

Los hombres son como las estatuas; hay que verlas en su sitio.

-- François De La Rochefoucauld